Voces Manatieras: Boris
LA MECEDORA.
Manatí, pueblo mágico de sardineles que hablan.

Por: *Boris Romero Jiménez
boris@manati.ws



“Dios no nos quita cosas, nos libera de cosas” así es como los manatieros nos hemos liberado de cosas, en estos tiempos que la gente se encomienda a Dios, nos liberó el Matadero Municipal lo cual nos facilitó comer carne de vez en cuando, nos ayudó a disminuir la ración, pues con lo que compraba una libra ahora por pura bacanería compramos media. La carne la traen por la noche, la mejor se queda en Sabanalarga, la peor pues, no la comemos nosotros, conste que la carga nutricional de una carne de res es igual sea dura y de mal aspecto y bella y suave como el Capón o la Cecina.

No dejar sacrificar aquí ganado quizá mejoró las condiciones sanitarias del sacrificio, pero no detuvo el robo de ganado, no que va. Uno de los argumentos era que evitaría el robo. Triste conclusión, los rateros de reses roban como sea y donde sea. Un día de estos haremos filas para comprar carne y cuando te toque el turno ya no hay.

El matadero se perdió por nuestra negligencia, hombre,  es que estamos tapados para hacer obras que le sirvan a la gente y uno no entiende como pueblos de condiciones similares a Manatí tienen cosas y nosotros carecemos de casi todo.

Se sienta uno en el sardinel a perder el tiempo, hasta mi papá y mi tía Mirian me lo dicen, pero prefiero aquí sentado,  mascar mi desaliento viendo pasar por la calle los desaciertos de estos gobernantes y escribir de cosas que uno ve. Yo no necesito investigar nada, con salir a la calle uno ve que la cosa sigue igual. Las cosas son iguales, como si el tiempo se hubiera detenido.

Uno no es ratero porque se lo digan o porque se le demuestre, uno es ratero si uno mismo sabe que robó, entonces es ratero.  De la misma manera que uno sabe que es negligente porque al irse del cargo nada dejó para la posteridad, solo incongruencia y ya nadie lo visita, ni lo saluda, nadie te sonríe, entonces fracasaste. En lo personal quizá un triunfo, pero a la comunidad en nada la mejoraste.

Uno tampoco se empeña en estudiar para verse involucrado en situaciones jurídicas, si uno pasó por una escuela y una universidad, la escuela y la universidad debieron pasar por uno, para que los consejeros no lo metan a uno en líos. Los consejeros saben cómo hacer en la cosa pública, pero saben también cómo sacar partida de las barbaridades que te aconsejaron que hicieras.

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
11 22 33 44
css slider by WOWSlider.com v8.7

Como no tenemos matadero y nos toca ir a Sabanalarga, carguemos nuestras casas donde no hay pavimento y las llevamos para Sabanalarga, Suan y otros pueblos que tienen sus calles debidamente pavimentadas.

Así va a suceder siempre; hace una semana viaje a Barranquilla, en los peores buses del mundo, hediondos como ellos solos, se subió una joven a quien en el hospital de Manatí le dijeron que se fuera a parir a Sabanalarga, pero no había ambulancia, iba sola, al llegar a Los Campanos rompió fuente, ustedes saben que las ganas de parir no se pueden guardar para mañana, cuando el conductor supo usó todo su saber hacer en conducción, no cogió más pasajeros y apuró el ritmo, pero en una de esas pocas rectas que tienen nuestras carreteras se divisó la ambulancia le hizo que se detuviera, gritó el ayudante “HEY DEVUÉLVETE VA UNA MUJER PARIENDO, VA MAL” contestaron de la ambulancia “no puedo, un hombre se quebró un brazo voy a traerlo”. NO PUEDE SER, gritamos todos, pero sí pudo ser, no se devolvió.

Felizmente llegamos al hospital y la chica parió unos minutos después. Lo dicho, nos mudaremos para donde hay cosas, razón tenía Verano de la Rosa en su idea de hacer desaparecer a Manatí.

Por último otra de las cosas de las que nos viene liberando Dios es de la tranquilidad, no dejes la moto en la puerta sin seguro, pon rejas en casa, no uses el celular en la mano, no pases por tal o cual calle en ciertas horas del día y de la noche.

Si uno se sienta a mecerse en un sardinel de Manatí ve cosas fantásticas.

viernes, 05 de mayo de 2017
*Boris Rubén Romero Jiménez es licenciado en Educación Matemática. Actualmente se desempeña como profesor de la Institución Educativa San Luis Beltrán de Manatí Atlántico.
Boris Romero Jiménez
LA MECEDORA.
Crónica de las demandas

martes, 18 de octubre de 2016
LA MECEDORA.
Pelan reses como pelar guineos

viernes, 08 de julio de 2016
LA MECEDORA.
Profesión político

martes, 21 de junio de 2016
 1        
W